LA VOLUNTAD DE DIOS A MI MANERA

ÉXODO 2:11-15

¿Cuándo mencionan el nombre de Moisés, qué es lo primero que se te viene a la mente? A mí, la famosa película “Los Diez Mandamientos” (creo que solo tenía 12 ó 13 años cuando la vi por primera vez), con el actor Charlton Heston, que hizo el papel de Moisés.

Salía guapísimo, fuerte, valiente y confiado. Por eso mis primeras ideas de Moisés se formaron A TRAVÉS DE ESTA “PELÍCULA CLÁSICA DE HOLLYWOOD”. Pero la Biblia, QUE ES LA PALABRA INSPIRADA DE DIOS, nos da el verdadero retrato de Moisés, quien Dios usaría de manera increíble.

A pesar de que no vamos a estudiar todo el libro de Éxodo en sí, vamos a estudiar algunos versículos QUE NOS AYUDARÁN A RELACIONARNOS CON ESTE HOMBRE, que vivió en la clase de mundo, QUE TÚ Y YO VIVIMOS, que se enfrentó a toda clase de conflictos… ¡Y QUE NO SIEMPRE LOS MANEJÓ BIEN!

Pero que a pesar de sus pecados y defectos... ¡LLEGÓ A SER ÚTIL EN LAS MANOS DE DIOS!

EMPECEMOS EN ORACIÓN

Padre, venimos a Ti con un espíritu dispuesto… con un corazón ansioso de escuchar tu voz por medio de tu Palabra. Señor, queremos conectar con tu corazón, y sentir el poder de tu Presencia. Tú eres todo lo que queremos. ֎ Señor, que el Espíritu Santo ilumine nuestras mentes para discernir la magnitud de lo que nos vas a decir. ¡Y obedecerte por amor! ֎Transfórmanos a la imagen de nuestro Salvador. En el nombre de Jesús. Amén

Cuando Dios quiere cambiar la historia, no comienza con una batalla... ¡SINO CON UN BEBÉ! Esa ha sido siempre la manera de Dios a través de la historia, Y ES POR ESO QUE EL LIBRO DE ÉXODO… comienza con el nacimiento de un bebé.

Lo mismo pasó con el nacimiento de Isaac, de José, de Samuel, de Juan el Bautista, y por supuesto… ¡DE JESÚS! Dios usa las cosas débiles de este mundo para derrotar a sus enemigos más poderosos. (1 Corintios 1:27.) Las lágrimas de un bebé FUERON LAS PRIMERAS ARMAS QUE DIOS USÓ en la batalla contra Egipto.

Moisés nació en una época EN QUE EL FARAÓN DE EGIPTO había dado la orden de que mataran A TODOS LOS BEBÉS VARONES DE LOS HEBREOS. Ellos se habían reproducido tanto… QUE LOS EGIPCIOS TENÍAN MIEDO de que se unieran a sus enemigos y los atacaran.

La mamá de Moisés lo pudo esconder solo por tres meses, PERO CUANDO YA NO PUDO SEGUIR ESCONDIÉNDOLO, lo puso en una canasta en el Río Nilo. Gracias a la providencia de Dios, EL BEBÉ FUE A DAR EN MANOS DE LA HIJA DEL FARAÓN. ¡Y ÉSTA LO ADOPTÓ COMO A SU HIJO!

COMO DIOS TIENE UN GRAN SENTIDO DEL HUMOR, la hija del faraón contrató, nada menos, que a la mamá de Moisés para que lo amamantara. ¡Y ENCIMA LE PAGÓ! Moisés creció en las cortes del faraón, instruido en toda la sabiduría de los egipcios.

Algunos estudiantes bíblicos “DEDUCEN” que a Moisés lo estaban preparando para ser el próximo faraón. Fue educado en la mejor universidad del imperio. ¡NADA MENOS QUE EN EL TEMPLO DEL SOL! Dicen que el idioma de los jeroglíficos ha sido uno de los idiomas más difíciles que ha existido.

Y sin embargo, ¡MOISÉS LO DOMINABA! Moisés era el hijo adoptivo del faraón, y todos los privilegios y ventajas eran suyas. Se convirtió en un hombre famoso y se ganó el respeto de los egipcios. Y según el Libro de Hechos, capítulo 7, la vida de Moisés… ¡SE PUEDE DIVIDIR EN TRES ETAPAS DE 40 AÑOS CADA UNA!

Por eso, el pastor y evangelista cristiano, Chuck Swindoll, expande el panorama, diciendo … “Moisés pasó sus primeros cuarenta años en Egipto, MANTENIDO POR SU MADRE, y educado en las escuelas egipcias. Los siguientes cuarenta años los pasó en el desierto, MANTENIDO POR UNA VIDA SOLITARIA… ¡Y EDUCADO POR DIOS!

Sus últimos cuarenta años LOS PASÓ CON EL PUEBLO HEBREO EN EL DESIERTO, mantenido por las aflicciones, las frustraciones, los desánimos y las pruebas… Y EDUCADO POR LA LEY… QUE RECIBIÓ DE LAS PROPIAS MANOS DE DIOS.

El título de este estudio es “LA VOLUNTAD DE DIOS A MI MANERA,” y está dividido en dos secciones: (I) Moisés Mata al Egipcio; (II) Dios Muestra Su Misericordia.

Así que comencemos con la primera sección:

I. MOISÉS MATA AL EGIPCIO - Éxodo 2:11-13

11 Un día, cuando ya Moisés era mayor de edad, FUE A VER A SUS HERMANOS DE SANGRE, y pudo observar sus penurias. De pronto, vio que un egipcio golpeaba a uno de sus hermanos, es decir, a un hebreo.

12 Miró entonces a uno y otro lado y, al no ver a nadie, mató al egipcio y lo escondió en la arena. 13 Al día siguiente volvió a salir, Y al ver que dos hebreos peleaban entre sí, le preguntó al culpable: —¿Por qué golpeas a tu compañero?

14 —¿Y quién te nombró a ti gobernante y juez sobre nosotros? —respondió aquél—. ¿Acaso piensas matarme a mí, como mataste al egipcio?

EN UN DOS POR TRES… Moisés termina metiéndose en tremendo lío. Aunque MOISÉS SABÍA QUE “ÉL” IBA A REDIMIR A ISRAEL… TAMBIÉN CREO QUE ÉSTO LO HACE VOLVERSE IMPACIENTE.

Y ES EN ESTA CONDICIÓN MENTAL, que lanza un golpe prematuro que termina siendo un desastre… ¡UN DESCALABRO DE 40 AÑOS! Deseoso de hacer grandes cosas para Dios, Moisés fuerza una situación que lo lleva a una tragedia… ¡Y YA NO HABÍA FORMA DE RETROCEDER!

12 Miró entonces a uno y otro lado, Y AL NO VER A NADIE, mató al egipcio y lo escondió en la arena. ¿CÓMO MATA MOISÉS AL EGIPCIO? ¿Con una espada? ¿A puntapiés? ¿a puñetazo limpio? LA BIBLIA NO LO DICE.

Lo que es obvio es que fue idea de Moisés, Y ÉL MISMO LA LLEVA A CABO… ¡DICTADO POR LA CARNE! El texto no nos dice que Dios le dijera: “¡Oye Moisés, deshazte del egipcio! ¡NO! ¡ES MOISÉS QUIEN TOMA LA DECISIÓN DE DESHACERSE DE ÉL!

HAY ALGUNOS QUE DICEN QUE NO… QUE MOISÉS “LO HACE GUIADO” POR EL ESPÍRITU SANTO.

PERO SI ESTO HUBIERA SIDO DEL ESPÍRITU, él no hubiera tenido que mirar a un lado y al otro. Además, el Espíritu de Dios NUNCA nos va a guiar a pecar. ¡ESO VA EN CONTRA DE SU CARÁCTER! ... ¡EN CONTRA DE SU SANTIDAD!

Yo pienso que Moisés era sincero en su motivación. Que él, realmente, quería ayudar al pueblo de Dios. Entonces… ¿Pero cuál era su problema? Moisés se dedica a la voluntad de Dios… Y NO AL DIOS… A QUIEN LE PERTENECÍA SU VOLUNTAD.

Tú y yo podemos estar TAN DEDICADAS a la voluntad de Dios... podemos estar tan motivadas por un falso sentido de propósito, QUE PODEMOS SIN DARNOS CUENTA, tomar cartas en el asunto… Y DEJAR A DIOS COMPLETAMENTE A UN LADO. ¿Te ha pasado eso alguna vez?

¿Necesitaba el egipcio ser castigado? ¡POR SUPUESTO QUE SÍ! ¿PERO DE AHÍ A MATARLO…? MOISÉS TOMA CARTAS EN EL ASUNTO, motivado por la carne… ¡NO POR EL ESPÍRITU! Con que facilidad les puede pasar esto a BUENAS PERSONAS con las mejores intenciones.

¡Imagínate esto! ERES UNA PROFESORA DE LA UNIVERSIDAD… MUY INTELIGENTE… ¡Y MUY BIEN PREPARADA! Pero en estos momentos… ¡NO TIENES TRABAJO! ¡Extrañas a tus alumnos! Te encanta verlos como absorben tus enseñanzas.

Y DE REPENTE… TE ENTERAS QUE LA UNIVERSIDAD TIENE UNA VACANTE. ¡Y POSTULAS A LA VACANTE! Pero si no te tranquilizas, te encontrarás abriéndote paso a codazos y empellones… “HACIA ESA PUERTA ABIERTA.”

Y A TODO ESTO, Dios había estado esperando que lo buscaras para que te guiara. SI TÚ ACTÚAS SIN DISCERNIR EL TIEMPO DE DIOS, es posible que pierdas las bendiciones de Dios. ¡ÉL NO BENDICE LO QUE ÉL NO HA ORDENADO!

PUEDE QUE SIENTAS QUE DIOS QUIERE QUE HAGAS ALGO EN CIERTA ÁREA.

PERO SI NO ESTÁS ATENTA… si no estás ante Dios todos los días, buscando Su rostro, leyendo Su Palabra, discerniendo Su tiempo, y actuando bajo el control del Espíritu Santo… PUEDE QUE FUERCES LA ENTRADA ANTES DE TIEMPO.

¡CUÁN CRÍTICO ES ESTE ASUNTO DEL TIEMPO DE DIOS! En el libro de Ester, por ejemplo, el tío Mardoqueo le dice a Ester, su sobrina, CUANDO COMPRENDE EL PAPEL DE ELLA COMO REINA DE PERSIA… EN ESTER 4:14: “Quien sabe si no has llegado al trono, PRECISAMENTE, para un momento como éste.”

Y el apóstol Pablo dice, HABLANDO DEL NACIMIENTO DE CRISTO, en Gálatas 4:4-5… PERO CUANDO SE CUMPLIÓ EL PLAZO (cuando vino el cumplimiento del tiempo), Dios envió a Su Hijo, nacido de una mujer, nacido bajo la ley, para rescatar a los que estaban bajo la ley, a fin de que fuéramos adoptados como sus hijos.

¡En el tiempo correcto… ¡ES UNA BENDICIÓN INCALCULABLE! ¡UY! pero en el tiempo incorrecto...

Moisés miró a uno y otro lado.” ¡QUE INCREÍBLE!, ¿NO? ¡Moisés no mira hacia arriba! ¡NO MIRA HACIA EL CIELO!

Solo mira en dirección horizontal – A LA DERECHA Y A LA IZQUIERDA - pero se olvida totalmente de la vertical. ¿Y QUE HACE DESPUÉS DE DARLE RIENDA SUELTA A SU ENOJO? ¡ESCONDE AL EGIPCIO EN LA ARENA!

A decir verdad… SIEMPRE HAY ALGO QUE OCULTAR… CUANDO ACTUAMOS EN LA CARNE. Tal vez queremos ocultar nuestra motivación. O tapar las mentiras que dijimos, o encubrir nuestras fanfarronadas. Y no nos queda DE OTRA que enterrar al muerto que nosotras mismas hemos creado.

Cuando tenemos una necesidad, a veces no creemos QUE DIOS ES LO SUFICIENTEMENTE GRANDE Y PODEROSO para ocuparse de nuestra necesidad. ¡ASÍ QUE DECIDIMOS AYUDARLO UN POQUITO! Apuramos el proceso… ¡ABRAHAM Y SARA SON UN EJEMPLO PERFECTO DE ESTO?

Sara tomó cartas en el asunto… AL ENTREGAR A AGAR A ABRAHÁN. Al igual que Abrahán, Sara no tenía mucha fe en la promesa, QUE DIOS LES HABÍA HECHO. Por su falta de fe, una serie de problemas surgieron.

Invariablemente, esto sucede cuando tomamos cartas en el asunto… CUANDO IGNORAMOS A DIOS… y cuando tratamos de hacer que Su promesa se cumpla POR NUESTRO PROPIO ESFUERZO.

Abrahán y Sara no quisieron esperar en Dios, y como resultado, se quedaron ensartados con un Ismael, QUE EN ESA ÉPOCA Y HASTA EL DÍA DE HOY, le sigue haciendo la vida imposible a los hijos de la promesa.

¡Y LO MISMO NOS PUEDE PASAR A NOSOTRAS! Al no pedirle consejo a Dios, al no buscar con afán Su tiempo, nos lanzamos a manejar las cosas por nosotras mismas.. Y poco a poco… ¡TERMINAMOS CON UN PROBLEMÓN! Cuando la carne manda, tú no puedes ni siquiera sepultar las consecuencias.

Por eso es que Moisés “miró a uno y otro lado.” Al actuar en la carne, tenía que asegurarse de que no hubiera moros en la costa. Y ES AHÍ… cuando comienza realmente la desgracia… el desastre.

Hechos 7:24-25 añade contexto, cuando dice, “Al ver que un egipcio maltrataba a uno de ellos, ACUDIÓ EN SU DEFENSA, y lo vengó matando al egipcio. Moisés suponía que sus hermanos reconocerían QUE DIOS IBA A LIBERARLOS POR MEDIO DE ÉL, pero ellos no lo comprendieron así.”

MOISÉS SABÍA que él iba a ser el libertador de los hebreos, muchos años antes de que recibiera, OTRA VEZ, la comisión ante la zarza ardiente. También había pensado que todos los demás lo entenderían.

PENSABA QUE LO ÚNICO QUE TENÍA QUE HACER ERA LANZARSE, Y QUE LOS HEBREOS SE LE UNIRÍAN y lo aclamarían como su héroe. “¡Viva Moisés! ¡Tú eres nuestro salvador! ¡Tomemos palacio! Más bien, la Biblia dice: “Pero ellos no lo entendieron.” ¡No lo comprendieron! ¡MOISÉS NO LO PODÍA CREER!

No podía entender lo que estaba pasando. Si Dios quería usarlo poderosamente, ENTONCES… ¿POR QUÉ NADA LE ESTABA SALIENDO BIEN? ¿Qué podía haber pasado?

13 Al día siguiente Moisés volvió a salir, y ve que dos hebreos peleaban entre sí.” Yo pensé, “Ay, Moisés, ¿para qué regresaste a la escena del crimen”? ¿Te estás buscando más problemas? ¿Te imaginas a Moisés bajándose de su carruaje todo molesto? ¿Qué es esto? pensaría él. ¿Una pelea?

¡ESTO NO ERA LO QUE MOISÉS SE HABÍA IMAGINADO! les dice, “COMPAÑEROS, DEBEMOS DE MANTENERNOS UNIDOS.” ¡Pero ellos no querían escucharlo!

Estos incidentes nos revelan que Moisés era un hombre sincero y compasivo... ¡PERO DEMASIADO IMPETUOSO!

Números 12:3 dice “que Moisés era muy humilde, más humilde que cualquier otro hombre sobre la tierra.”

PAUSA

13 Al ver que dos hebreos peleaban entre sí, le preguntó al culpable: ¿Por qué golpeas a tu compañero? ¿Y quién te nombró a ti gobernante y juez sobre nosotros? respondió aquél.

¡POBRE MOISÉS! ¡ESTABA PAGANDO EL PRECIO DE SU IMPETUOSIDAD! ¡Las palabras insultantes de ese hombre seguían resonando en su mente! ¡COMO DOLÍAN! ¡EL IMPETUOSO MOISÉS TERMINÓ AVERGONZADO…

Seamos sinceras. ¿ALGUNA VEZ TE HA PASADO ALGO PARECIDO? Por ejemplo. La empresa donde María trabaja la había trasladado a otra ciudad. Una vez instalada en su nueva casa, María decide hacer algo para Dios – YTAMBIÉN DE PASADA -- conocer a las mujeres del vecindario. Ella gasta dinero y tiempo.

María había planeado hacer un estudio bíblico en su casa. Esperaba que muchas de las mujeres de la comunidad vinieran. Pasó por las casas de ellas a dejar las invitaciones. La reunión sería el sábado a las 9:30am.

Y LLEGA EL SÁBADO POR LA MAÑANA… María tenía su sala de lo más bien arreglada... con flores… y el desayuno servido en la mesa del comedor. Entonces llegan las 9:30 am. Y NADA. El tiempo pasa. María se comienza a angustiar.

El reloj da las 10 campanadas, y todavía nadie ha llegado. Las manecillas del reloj marcan las 10:30 am, Y NADA. El café se enfría. Los sándwiches de queso se comienzan a secar. Y A TI, se te cae el corazón.

Aunque no queremos reconocerlo, las metas o anhelos, que no son cubiertos en oración, Y NO SON LLEVADOS HUMILDEMENTE ANTE EL SEÑOR, no sirven para nada. En resumidas cuentas, si estás haciendo las cosas en la energía de la carne… ¡ESTÁS CONDENADA A FRACASAR!

Pero si tú confías en el Señor para que Él te indique cual es el próximo paso a dar… SI TÚ ESPERAS EN ÉL EN HUMILDAD, ÉL ABRIRÁ Y CERRARÁ LAS PUERTAS NECESARIAS, y tú podrás descansar hasta que Él te diga: ¡YA PUEDES IR! ¡SIGUE ADELANTE!

14 Esto le causó temor a Moisés, pues pensó: YA SE SUPO LO QUE HICE. 15 Y, en efecto, el faraón se enteró de lo sucedido y trató de matar a Moisés; pero Moisés huyó del faraón y se fue a la tierra de Madián.

Es posible… QUE TÚ TAMBIÉN TE HAYAS VISTO OBLIGADA A VÉRTELAS CON CONSECUENCIAS DE ESE TIPO. Por eso, Swindoll dice, Tu vida pasada puede haber sido un modelo de gran ambición... pero de poca sabiduría; de grandes deseos... pero de poco discernimiento.

De grandes aspiraciones... pero de poca humildad. De gran celo y energía... pero de poca prudencia. Y es por eso, QUE HAS TENIDO QUE SALIR HUYENDO DERROTADA… una y otra vez.

Podríamos decir QUE FUERON NUESTRAS PROPIAS ACCIONES IMPULSIVAS, las que nos llevaron a una mala situación. ¿Sabes por qué? ¡PORQUE NOS HACE FALTA UNA BUENA DOSIS DE SABIDURÍA! ¡TENER SABIDURIA TOMA TIEMPO! ¡POR ESO ES TAN IMPORTANTE ESTUDIAR LA PALABRA DE DIOS!

ADEMÁS… ¡REQUIERE DARNOS UNOS BUENOS PORRAZOS POR EL CAMINO! Requiere sufrir algunos fracasos… ¡Y TRAGARNOS UNA BUENA DOSIS DE HUMILDAD! … POR MUY AMARGA QUE SEA.

¡ASÍ QUE! DESPUÉS DE VER COMO MOISÉS MATA AL EGIPCIO -- Y HUYE AL DESIERTO -- VAYAMOS A NUESTRA SEGUNDA SECCIÓN…

III. DIOS MUESTRA SU MISERICORDIA - Éxodo 2:15b

15b Moisés se fue a la tierra de Madián, y se sentó junto a un pozo.”

¿Te imaginas a Moisés huyendo? ¿Tambaleándose por el desierto -- su ropa polvorienta -- dándose de tumbos a lo que caminaba por esa soledad? Ya Moisés NO SE JACTABA… a lo largo del camino… “¡LO HICE A MI MANERA!” ¡NO! ¡AHORA MOISÉS SE ESTABA FUGANDO PARA SALVAR SU PELLEJO!

La educación de la cual se jactaba tanto… ¡AHORA NO SIGNIFICABA NADA PARA ÉL! Su conocimiento de los jeroglíficos NO ERAN DE GRAN CONSUELO AHORA. Sus victorias militares no parecían gran cosa. Y con cada paso que daba, probablemente, estaría diciendo: “¡AY QUE TONTO FUI! ¡NO SIRVO PARA NADA! ¡DIOS NUNCA MÁS ME VA A USAR!”

Pero nosotras sabemos el final de la historia. DIOS USARÍA A MOISÉS PODEROSAMENTE… ¡PERO EN SU TIEMPO! Pasarían muchos años de fatigas ANTES DE QUE ÉL PUDIERA ENTENDER LA MAGNITUD DE ESTA REALIDAD.

El hecho de que no pudiera liberar a los hebreos… ¡LO DEBE DE HABER DEVASTADO! Es por eso que Dios lo lleva a Madián, ¡Y LO HACE PASTOR DE OVEJAS POR 40 AÑOS!

Él tenía que aprender… QUE LA LIBERACIÓN DE LOS HEBREOS NO VENDRÍA DE LA MANO DE MOISÉS… ¡SINO DE LA MANO DE DIOS! Tal vez es ahí donde te encuentras hoy día. Este Moisés vivió hace miles de años, PERO LA SITUACIÓN QUE ACABO DE DESCRIBIR… ¡NO PUEDE SER MÁS MODERNA…

Tú dirás: He trabajado tan duro. Me he esforzado tanto, PERO NADA ME HA FUNCIONADO! Créeme, tú puedes estar muy cerca de una victoria espiritual. ¿Notaste a donde se sienta Moisés? La Biblia nos dice… “que se sentó junto a un pozo.” ¿NO TE PARECE ESTO SUMAMENTE REVELADOR?

Cuando una vida, GUIADA POR NUESTRA PROPIA VOLUNTAD -- FINALMENTE SE SIENTA – EL POZO DE UNA NUEVA VIDA ESTÁ CERCA. ¿CUÁNDO APRENDEREMOS ESTO? Hay personas que siempre tienen que estar haciendo algo... QUEDARSE SENTADAS… va contra su propia naturaleza.

Sin embargo, CUANDO MOISÉS FINALMENTE CAE RENDIDO… al final de una vida de auto-suficiencia, TIENE A SU DISPOSICIÓN JUNTO A ÉL… ¡AGUA FRESCA PARA TOMAR! AHORA YO TE DIGO A TI… ¡SIÉNTATE, POR FAVOR! ¡RELÁJATE!

¡Ya has corrido demasiado! Has peleado, has empujado, Y HAS MANIPULADO. Finalmente, Dios ha captado tu atención y te está diciendo: “¡PARA, HIJA MÍA! SIÉNTATE TRANQUILA. ¡MIRA AL LADO TUYO! ¡HAY UN POZO DE AGUA FRESCA!.”

DIOS TE AMA TANTO… QUE SE DARÁ EL GUSTO DE DARTE UN VASO DE AGUA FRESCA PARA QUE SACIES TU SED ESPIRITUAL. Estate quieta. Estate tranquila. Tal vez, por primera vez en tu vida adulta, VAYAS A OBEDECER lo que Dios te dice en el Salmo 46:10: “Estate quieta y reconoce que Yo soy Dios.”

¡YO HICE ESO! Este salmo impactó mi vida de una forma increíble… “Estate quieta, y reconoce que Yo soy Dios.”

Hace 21 años, en Marzo de 1998, yo le entregué mi vida a Jesucristo.

Ya me había cansado de correr… de hacer todo a mi manera… quería paz, propósito…quería llenar el vacío que había en mi vida… quería el perdón de Dios.

Así que le pedí a Cristo que tomara las riendas de mi vida. ¡QUIEN MEJOR QUE ÉL PARA GUIAR MI VIDA! ¡ESTABA TAN EMOCIONADA CON MI ENCUENTRO CON DIOS… PERO EN MENOS DE UN MES, perdí mi negocio.

Yo tenía mi propia empresa de Ventas Internacionales y trabajaba con una red de distribuidores en América latina. La compañía americana, CUYOS PRODUCTOS YO REPRESENTABA, me dijo básicamente que ya no me necesitaba.

Yo había edificado este negocio de la nada… Y AHORA QUE TODO ESTABA YENDO SÚPER BIEN… se quedaban con mis clientes. ¡SENTÍ QUE EL MUNDO SE ME DESMORONABA! Como muchas de ustedes, mi vida ha estado llena de victorias y fracasos… de buenas decisiones… y malas decisiones.

Para remate, mi esposo y yo, nos acabábamos de construir una casa preciosa cerca de Albuquerque… por las montañas… la casa lindísima… pero necesitábamos 2 sueldos para mantenerla. ¡Y AHORA SOLO CONTÁBAMOS CON UNO!

Traté de re-activar mi empresa CON OTRAS LÍNEAS DE PRODUCTOS, pero no funcionó. Traté de comenzar otro negocio, y no funcionó. Traté de buscar trabajo, pero nadie me contrataba.

Como tenía una licenciatura y una maestría en administración de empresas internacionales, me decían que estaba, o demasiado calificada para los trabajos disponibles, o simplemente, no estaba calificada en absoluto. En ese plan estuve casi todo un año.

Mi esposo, que ahora tenía tres trabajos, y en su desesperación para que yo lo ayudara con los gastos, TODOS LOS DOMINGOS ME MARCABA LOS TRABAJOS QUE SALÍAN EN LOS AVISOS CLASIFICADOS DEL PERIÓDICO. ¡PERO NADA! Yo había mandado mi currículo A TODO EL MUNDO, inclusive a muchos reclutadores de la ciudad, ¡PERO NADA!

PAUSA

Un día, inesperadamente, recibí la llamada de un reclutador, al cual yo le había mandado mi currículo hacía un tiempo. Me dijo que había una plaza abierta en esta compañía X… Y QUE ÉL PENSABA que yo era la candidata perfecta.

Comenzó a enumerar todas las calificaciones que el trabajo requería… Pensé, ¡ESA SOY YO! ¡Este trabajo ha sido hecho para mí! ¡DIOS ME LO ESTABA MANDANDO! Hasta que llegó a la última calificación… Y ME QUEDÉ FRÍA… era para ventas de comestibles…

ESTA COMPAÑÍA REQUERÍA “ABSOLUTAMENTE” UNA EXPERTA EN COMESTIBLES… ¡Y MI ESPECIALIDAD ERA EN ACCESORIOS DE BELLEZA!

¡AHÍ TERMINÓ MI CONVERSACIÓN CON EL RECLUTADOR! ¡Ya no le interesé más! Oré, “Señor, ¿Qué pasó aquí?

¿Por qué me diste nuevas esperanzas… y me las volviste a quitar? ֎ Al día siguiente me reuní con mi amiga, Diana, que era reclutadora también… ¡Y TAMPOCO HABÍA PODIDO CONSEGUIRME TRABAJO!

Le dije: “Diana, no entiendo… por qué abrió Dios la puerta… al menos un poquito… PARA VOLVERLA A CERRAR… ¡MÁS RÁPIDO QUE VOLANDO! Después de todo un año… ME ILUSIONÉ… para nada. Y típica de Diana… me dijo: “Carmen, ¡le debiste haber dicho que tú aprendes rapidito!

Hoy pueden ser accesorios de belleza. Mañana… ¡COMESTIBLES! ¡ES LA MISMA COSA! ¡Ay, Diana… Mientras hablábamos, sentí en el corazón que Dios me hablaba, y me decía de forma clarísima. Estate quieta y reconoce que Yo soy Dios. Y me lo repetía una y otra vez, Estate quieta y reconoce que Yo soy Dios.

No con voz audible, PERO TAN CLARA como se los estoy diciendo a ustedes ahora. Es por eso que es tan importante conocer las Escrituras porque Dios nos habla por medio de ellas.

Al poco rato, me despedí de Diana. Y me subí al carro, Y COMO EL RADIO ESTABA PUESTO EN UNA ESTACIÓN CRISTIANA, esta canción comenzó… Estate quieta y reconoce que Él es Dios. Ya se imaginarán… las lágrimas se me salían… ¡Dios me estaba hablando!

Como al día siguiente era el Día del Padre… PASÉ POR LA LIBRERÍA DE LA IGLESIA para comprarle una tarjeta a mi esposo. Mientras miraba las tarjetas… ¡UNA PRÁCTICAMENTE ME SALTÓ ENCIMA! Decía: “Estate quieta y reconoce que Yo soy Dios.” ¡ESTO ERA DEMASIADO!

¡Y ESO NO ES TODO! Al día siguiente era domingo… Día del Padre… y fuimos a la iglesia. ¡La alabanza estuvo lindísima! Cuando parecía que la alabanza había terminado, el encargado de la música… LES INDICÓ A SU GRUPO A QUE SE RETIRARA… y él se sentó al piano a tocar un solo.

Se puso a cantar esta canción: “Estate quieta y reconoce que Él es Dios.” ¡Ya no podía más de la emoción! Dios me estaba hablando y me estaba diciendo: “Carmen, no te afanes tanto… confía en Mí. ¡YO TENGO UN PROPÓSITO PARA TU VIDA! ¡ESPERA EN MÍ!

ESE MIÉRCOLES, como todos los miércoles, mi esposo y yo fuimos a la iglesia y el Pastor comenzó el servicio con esta oración: “Estate quieta y reconoce que Yo soy Dios.” De las 2,000 personas presentes esa noche, DIOS ME ESTABA HABLANDO A MÍ, por medio del Salmo 46:10. ¡Y ÉL TE HABLA A TÍ TAMBIÉN!

Pero como soy tan dura, ¡me lo tuvo que repetir 5 veces en 5 días! ¡Qué bueno que Dios tiene tanta paciencia, especialmente, con cabezas tan duras como la mía! La verdad es que Dios siempre nos está hablando, PERO NOSOTRAS MUCHAS VECES, estamos muy ocupadas, o distraídas para escucharlo.

Mientras tanto las cuentas no se podían pagar… los cobradores nos llamaban por teléfono a todas horas… nos llegaban cartas amenazadoras… nuestro crédito estaba por los suelos… con las justas podíamos pagar la hipoteca de la casa.

¡YO HABÍA SIDO MUY GASTADORA! Y con todo lo de la construcción de la casa, nos habíamos endeudado tremendamente… MUCHO MÁS DE LO PRESUPUESTADO. A decir verdad, yo era de las que gastaba cualquier cantidad… me compraba todo lo que quería, y después trataba de ver como lo iba a pagar.

Llegó el momento EN QUE EL SEÑOR ME TUVO QUE ENSEÑAR que tenía que ser buena administradora del dinero. ¡DE SU DINERO! “Señor, yo le decía, éste no es un buen testimonio para el mundo. ¡TE ENTREGO MI VIDA… ¡Y ME VUELVO POBRE!

¡FUERON VARIOS AÑOS BIEN DUROS! Pero el Señor estuvo a nuestro lado todo el tiempo. ¡NOS ENSEÑÓ TANTO! ¡Vimos Su mano milagrosa!

Y gracias a todas las pruebas que pasamos, MI ESPOSO Y YO, nos acercamos muchísimo al Señor… ¡Y NUESTRO MATRIMONIO SE FORTALECIÓ AÚN MÁS TODAVÍA!

Así que decidí, que finalmente, iba a dejar que el Señor guiara mi vida. El problema era, QUE YO PENSABA, que mi estima personal estaba en mi trabajo… en mis logros… en mis éxitos.

Y Dios me tuvo que enseñar QUE MI VALÍA ESTÁ EN ÉL… EN CRISTO… porque le pertenezco… Él me ha comprado con Su sangre… me ha hecho hija de Dios.

¡ME HA DADO VIDA ETERNA! Él comenzó a transformarme en la mujer que Él quería que yo fuera. ¡Ha sido y sigue siendo un proceso, pero las bendiciones han sido también increíbles!

Dwight L. Moody, el famoso evangelista americano, nos da su punto de vista acerca de la vida de Moisés: “Dice que Moisés—pasó sus primeros cuarenta años pensando que era alguien. Luego pasó sus siguientes cuarenta años pensando que no era nadie. Y por último, pasó sus últimos cuarenta años descubriendo, lo que Dios puede hacer… CON UN DON NADIE.

Y como Moisés, yo me pasé la primera parte de mi vida tratando de ser alguien... adquiriendo títulos universitarios, prestigio, carrera, dinero, éxito. Dios tuvo que ponerme en un desierto para enseñarme, QUE REALMENTE NO ERA NADIE... y poco a poco a enseñarme lo que Él podía hacer CON “UNA DON NADIE”, como yo.

Y como Moisés, me puso al lado de un pozo a tomar agua fresca. ¡ME DIO SU PALABRA! LA BIBLIA LLAMA A LA PALABRA DE DIOS… AGUA QUE DA VIDA. Me sentó a Sus pies, Y COMO A MARÍA, la hermana de Marta y Lázaro, me comenzó a enseñar Su verdad. Yo nunca antes había leído la Biblia.

Pero me senté a los pies de Jesús... día tras día... leyendo la Biblia... estudiándola... leyendo libros cristianos... escuchando enseñanzas bíblicas en la radio mientras hacía los quehaceres de mi casa... y congregándome en la iglesia con otras mujeres cristianas.

Fueron varios años, bien duros e intensos, queriendo conocer a Dios... y caminando más cerca de Jesús.

Pero nunca me voy a olvidar AQUEL DÍA EN QUE ESTABA SENTADA EN LA SALA DE MI CASA… contemplando las majestuosas montañas de Nuevo México… a través de los ventanales. De verdad que eran imponentes… Y ÁRIDAS A LA VEZ. ¡La vista era espectacular!

Pero la sequedad del panorama hizo que se me salieran las lágrimas. En ese momento, me di cuenta que mi situación era tan árida… COMO LA VISTA ANTE MIS OJOS. Y como a Moisés, Dios me había puesto en un desierto. ¡Y NO HAY NADA GLAMOROSO NI ATRACTIVO EN EL DESIERTO!

No solo estaba viviendo un desierto espiritual, sino también, estaba viviendo en una zona desértica. Como quiera que sea, el desierto es un lugar de desolación.

Algunas personas pasan semanas en el desierto. Otras, meses… ¡otras… hasta años! ¡PARA MOISÉS FUERON C-U-A-R-E-N-T-A AÑOS! El desierto es donde Dios nos habla, y no da Sus mensajes más importantes.

¡ES AHÍ DONDE APRENDÍ A ESCUCHAR A DIOS! Sin esta experiencia del desierto, USTEDES Y YO podríamos vivir hasta el fin de nuestras vidas SIN ESCUCHAR O SABER JAMÁS… lo que Dios nos quiere decir. ¡LA SOLEDAD DEL DESIERTO CAMBIA TODO ESTO!

En ese lugar solitario, tú te ves despojada de todas las cosas EN QUE TE APOYABAS PARA TU COMODIDAD… de todas esas cosas que sentiste que necesitabas a lo largo de tu vida… ¡PERO QUE REALMENTE NO NECESITABAS! ¡EL DESIERTO ES UN CURSO BÁSICO!

Deuteronomio 32:10 nos dice que Dios protegió a los hebreos. Él los rodeó, los cuidó y los guardó como a la niña de Sus ojos. El Señor, QUE TE HA PUESTO EN UN DESIERTO, sabe exactamente la experiencia que necesitas en el desierto.

Él desierto es el lugar preciso donde las distracciones de la vida son silenciadas, y donde podemos escuchar Su voz. TU SOLEDAD EN EL DESIERTO, puede ser muy diferente a la mía.

Moisés se sentía solo… se sentía abandonado. Su única compañía durante el día era un grupo de ovejas solitarias. Ya nunca más iba a poder regresar a la única tierra que había conocido. Yo me sentía sola y abandonada en mi bella casa… y sin un centavo para gastar…

Sin embargo, yo sabía, que en ese desierto, yo era la niña de los ojos de Dios. Que Él me estaba guiando a través del desierto, y me estaba cubriendo con Sus alas.

A pesar de lo desolado y solitario del desierto, ES EN EL DESIERTO… que Dios creó una nación, la nación de Israel. Les dio los Diez Mandamientos. Estableció el sacerdocio. Y les dio los planos para el tabernáculo. ¡SE PUEDEN CREAR MUCHAS COSAS EN EL DESIERTO!

Dios llevó a los Israelitas al desierto para probarlos… ¡PERO ELLOS NO PASARON LA PRUEBA! Y SE PASARON 40 AÑOS DANDO VUELTAS… vagabundeando por el desierto. ֎ Capaz te estoy hablando a ti… ¡QUÉ ASISTISTE A UNA EXCELENTE UNIVERSIDAD!

Que obtuviste una gran educación, y cuando te graduaste, tus perspectivas de trabajo parecían ser magníficas… Pero ahora, POR UNA RAZÓN U OTRA, te encuentras sin ningún futuro... y sientes que tu estima personal está por los suelos. ¡YO ME SENTÍ ASÍ!

Puede que hayas sido una persona muy sana durante toda tu vida. Pero de repente, el doctor te dice: “Hemos notado células cancerosas en tu sangre. ¡NECESITAMOS HACER MÁS EXAMENES! O, la biopsia ha salido positiva. Tienes cáncer al seno. Tenemos que hacer una mastectomía.

Una información, COMO ÉSTA… ¡TE HACE TAMBALEAR! Y clamas en tu corazón: “¿Dónde estás, Dios mío?” ¿Por qué has permitido esto? ¿Señor, y ahora qué hago”

Puede que estés soltera... que estés esperando al amor de tu vida. ¡A tú príncipe azul! Todo el mundo te pregunta si ya tienes novio. Te da vergüenza decir que no. Sientes que andan cuchichiando a tus espaldas, diciendo que eres una “SOLTERONA”. Pasan los meses... los años… Y ESA ESPERANZA QUE TENÍAS… se termina de desvanecer.

Y preguntas, ¿Dios, dónde estás? ¡Estás en el desierto buscando anhelosamente escuchar la voz de Dios! ֎ O estás pasando por la terrible angustia de que tu esposo te ha abandonado. ¡QUE SE HA IDO! ¡Que te ha dejado sola con tus hijos!

Y para remate, descubres… A TRAVÉS DE UNA SERIE DE INCIDENTES, que él te había sido infiel. ¡Tu mundo se desmorona! Clamas…¿Qué hago, Dios mío? ¡Me duele el corazón! ¿Qué va a ser de mí y de mis hijos? Los vientos del desierto te han dejado seca y vacía. Te sientes traicionada… olvidada.

O, le entregas tu vida a Cristo. Comienzas a caminar con Él… emocionada… ¡Y TU ESPOSO SE PONE FURIOSO! Te regaña cada vez que lees tu Biblia... No quiere que vayas a la Iglesia... Te hace la vida imposible. ¡Dice que te dejes de necedades! ¡ÉSTA ES OTRA PUERTA DE ENTRADA AL DESIERTO! Te sientes abatida...

Pero no importa lo que tus emociones digan, la Biblia dice ¡QUE TÚ NO ESTÁS SOLA! ¡QUE DIOS ESTÁ CONTIGO! Dios estuvo conmigo durante todo el tiempo que estuve en el desierto. ¡Sentí Su Presencia! Él me rodeó, mi cuidó, y me guardó como a la niña de Sus ojos.

¿POR QUÉ NOS LLEVA DIOS A LUGARES DESÉRTICOS? Para probarnos... PARA HACERNOS HUMILDES... para que la verdadera condición de nuestro corazón sea revelada. ¡ES EN EL DESIERTO DONDE APRENDEMOS A CONOCERLO Y A ESCUCHAR SU VOZ!

Cuando tú te quitas TODAS LAS MÁSCARAS FALSAS, que has tenido puestas por años, COMIENZAS A VER QUIEN ERES REALMENTE. ¡ESO FUE LO QUE EL DESIERTO HIZO POR MOISÉS! ¡ESO ES LO QUE EL DESIERTO HIZO POR MÍ! ¡Y ESO ES LO QUE EL DESIERTO HARÁ POR TI!

Te hará humilde. Te mostrará tus fortalezas y tus debilidades. Podrás verte a ti misma como realmente eres. ¡JESÚS TE AMA! Y tiene un propósito para tu vida.

Cuando Él te saque de ese desierto... de ese dolor... saldrás más fuerte... más bella espiritualmente... tu fe se habrá fortalecido... y tu relación con Dios se habrá hecho más íntima y apasionada. Lo que Él ha prometido, ¡ÉL LO HARÁ! ¡CUANDO LLEGA EL TIEMPO DE DIOS… ¡ÉL HACE SU OBRA!

¡LOS PROPÓSITOS DE DIOS SE DEBEN DE HACER A LA MANERA DE DIOS! Cuando Dios hace la obra… ¡NO HAY NADA DE QUE ARREPENTIRSE! ¡NI NADA QUE LAMENTAR! ¡ASÍ QUE ANÍMATE! ¡EN ESTA VIDA TODO TIENE SU TIEMPO!

Eclesiastés dice que hay “un tiempo para llorar y un tiempo para reír.” Y 2 Corintios 4:17 dice, “Pues los sufrimientos ligeros y efímeros, QUE AHORA PADECEMOS, PRODUCEN UNA GLORIA ETERNA… que vale muchísimo más que todo sufrimiento.”

¡LAS PRUEBAS TIENEN UN PROPÓSITO! El sufrimiento y la sequedad producen hermosura. No nos gusta mientras lo estamos viviendo, PERO CUANDO HEMOS PASADO LA PRUEBA, nuestras lágrimas se convierten en risas y alegría. Y cómo diría Job… ¡SALDRÁS PURA COMO EL ORO!

ORÉMOSLE AL SEÑOR

Padre, perdónanos por querer hacer Tu voluntad a nuestra manera. Señor, estar en el desierto no es exactamente nuestro lugar favorito. Pero es el lugar donde aprendemos a conocerte, y a escuchar tu voz. Gracias, Señor, que tienes un propósito para cada una de nuestras vidas. PADRE, GUÍANOS, COMO PERSONAS Y COMO IGLESIA, por medio del poder de tu Espíritu Santo, para saber cuándo debemos proceder a tu llamado, y cuando debemos quedarnos quietas. Señor, queremos ser humildes como Moisés. Queremos vivir vidas transformadas conforme a tu corazón. Gracias por Tu promesa de permanecer con nosotras siempre…CONTRA VIENTO Y MAREA. Sabemos que eres fiel, y que tú cumples Tus promesas. En el nombre de Jesús. Amén.


Sintonízanos todos los domingos a las 7 PM
(hora Lima)
Escucha aqui

© Fotografía por Nancy Galligan

Archivos Por Tema