PROPÓSITOS DE DIOS - Éxodo 2:11-15

¿Cuáles son las características de una mujer TOTALMENTE ENTREGADA a Dios? Ella tiene: (1) Confianza en Dios. (2) Depende de Dios… y de Su capacidad de proveer. (3) Se une a Dios en Su obra (4) Es humilde ante Dios (5) Se niega a sí misma, (6) Busca el reino de Dios, y Su justicia primero, (7) Busca la perspectiva divina en sus circunstancias, (8) Busca la santidad.

Para vivir una vida completamente dedicada a Dios, tienes que concentrarte en Sus propósitos… Y NO EN TUS PROPIOS PLANES. Procura ver las cosas desde Su perspectiva, en lugar de tu propia visión humana.

Cuando Dios comienza a hacer algo en el mundo, ES ÉL EL QUE TOMA LA INICIATIVA DE INFORMARLE “A ALGUIEN” SOBRE LO QUE ESTÁ HACIENDO… ¡O LO QUE VA HACER! En Su gracia, Dios deja que Su pueblo participe con Él… EN EL CUMPLIMIENTO DE SUS PROPÓSITOS.

Cuando Dios estaba a punto DE INICIAR EL JUICIO DIVINO EN LA TIERRA -- MEDIANTE UN GRAN DILUVIO -- Dios se lo contó a Noé. Cuando se preparaba a destruir las ciudades pervertidas de Sodoma y Gomorra, Dios le reveló Su plan a Abrahán. Cuando Dios quiso librar a los israelitas DE LA OPRESIÓN DE LOS MEDIANITAS, Dios se lo dijo a Gedeón.

CUANDO DIOS SE PREPARABA PARA ENVIAR AL TAN ESPERADO MESÍAS A LA TIERRA, se lo anunció a una joven adolescente, llamada María. Y CUANDO DIOS PLANEABA ENVIAR “EL MENSAJE DEL EVANGELIO” A LOS GENTILES ALREDEDOR DEL MUNDO, Él se le apareció a Saulo, en el camino a Damasco.

En cada situación, el factor más importante, NO FUE LO QUE LA PERSONA QUERÍA HACER POR DIOS, sino lo que Dios estaba a punto de hacer.

¿Qué si Noé hubiera hecho sus propios planes para servir a Dios? ¿Qué si Noé hubiera planeado hacer una encuesta evangelizadora de “puerta-a-puerta” en su vecindario, o hubiera fundado un albergue para personas sin hogar?

Hubiera tenido muy buenas intenciones, ¡SI! Pero también sus planes hubieran sido absolutamente insignificantes… ¡ANTE LOS INMINENTES PLANES DE DIOS! Noé no invocó a Dios PARA QUE LO AYUDARA A CUMPLIR lo que él había soñado hacer para Dios. ¡NO!

En la Escritura, nunca vemos que Dios le pedía a la gente, QUE SOÑARA LO QUE DESEABA HACER POR ÉL. Él nunca motiva a Su gente a establecer metas increíbles, y generar visiones grandiosas para Dios y Su reino. En la Biblia, DIOS REGAÑA A AQUELLOS QUE PROPONEN SUS MEJORES IDEAS, por encima de lo que Dios manda.

Aquellos a quienes la Biblia alaba, no fueron necesariamente, brillantes planificadores. ¡FUERON SIMPLEMENTE HUMILDES HÉROES DE LA FE! Dios los alaba por su obediencia, ¡NO POR SU DESEMPEÑO! ¿Quién fue el que liberó a los israelitas de Egipto? ¿Moisés? ¿O Dios? ¡POR SUPUESTO QUE FUE DIOS!

Él decidió invitar a Moisés a tener una relación personal con Dios. ¡Y DIOS PUDO LIBERAR A SU PUEBLO A TRAVES DE ESTE HOMBRE! ¿Trató Moisés, alguna vez, de resolver las cosas a su manera? ¡SI, QUE LO HIZO! ¡Y LE SALIÓ EL TIRO POR LA CULATA!

Éxodo 2:11-15 nos cuenta sobre el intento de Moisés – DE ASUMIR POR SÍ MISMO -- una función de liderazgo en el pueblo de Dios. Por eso dice, Moisés creció, y un día salió a ver a sus hermanos, y los vio trabajar muy duro. También vio que un egipcio golpeaba a uno de sus hermanos hebreos.

12 Moisés miró a todas partes y, AL NO VER A NADIE, mató al egipcio y lo escondió en la arena. 13 Al día siguiente, salió y vio que dos hebreos reñían, así que le dijo al que maltrataba al otro: ¿Por qué golpeas a tu prójimo? 14 Y aquél respondió: ¿Quién te ha puesto a ti como nuestro príncipe y juez?

¿Acaso piensas matarme, como mataste al egipcio? Entonces Moisés tuvo miedo, y dijo: Ciertamente esto ya ha sido descubierto. 15 Cuando el faraón se enteró de este hecho, buscó a Moisés para matarlo; pero Moisés huyó del faraón y habitó en la tierra de Madián.

¿Por qué atacó Moisés A UN EGIPCIO para proteger a un esclavo hebreo? Es muy probable que le remordiera la consciencia por vivir en la comodidad y lujo de los egipcios. ¡Y por haberse educado en las mejores universidades de Egipto! Y a pesar de que Dios había dispuesto que Moisés fuera el libertador de los hebreos, ¡MOISÉS SE ACELERÓ!

De una forma u otra, Moisés cometió el error de usar su propio ingenio y fuerza para ayudar a un hermano israelita. Sus intenciones fueron buenas… PERO FRACASÓ LAMENTABLEMENTE. Y por eso, Moisés tuvo que pasar 40 años como fugitivo. ¿Se imaginan si Moisés hubiera tratado de liberar a los israelitas de la misma forma?

Si hubiera usado su propia sabiduría, PARA MOVILIZAR A LOS ISRAELITAS A LIBERARSE DE LA ESCLAVITUD CON UNA FUERZA MILITAR, miles de sus “hermanos hebreos” hubieran sido asesinados. ¡Los egipcios eran una potencia mundial! ¡Y tenían un ejército poderosísimo!

Los esclavos --SIN ARMAS NI ENTRENAMIENTO -- hubieran sido aniquilados por el ejército egipcio – CON SUS CARROS -- ¡QUE ERAN APARENTEMENTE INVENCIBLES! Dios mandó a Moisés AL EXILIO EN MADIÁN, para que trabajara como pastor de ovejas… Y PARA QUE APRENDIERA A CENTRAR SU VIDA Y SUS PENSAMIENTOS EN DIOS.

Cuando Dios liberó a los israelitas de la esclavitud, ¡NO HUBO NINGUNA BAJA! ¡NINGUNA! Incluso, Dios motivó a los egipcios a que les dieran a los israelitas su oro, plata, y sus ropas durante el proceso de liberación. ¡EGIPTO FUE SAQUEADO!

¡EL EJÉRCITO EGIPCIO FUE DESTRUÍDO! ¡Y LOS ISRAELITAS NO PERDIERON NI UNA VIDA! ¿Por qué será --QUE NO NOS ENTRA EN LA CABEZA -- que hacer las cosas a la manera de Dios… ¡ES SIEMPRE MEJOR!

Dañamos nuestras relaciones y dividimos nuestras iglesias -- PORQUE ACTUAMOS DE LA FORMA COMO MOISÉS ACTUÓ -- en el celo de su juventud. Nosotras decidimos LO QUE NOS PARECE MEJOR para nuestras familias, nuestros negocios o nuestras iglesias.

¡HACEMOS PLANES! ¡IMPLEMENTAMOS ESTRATEGIAS! A veces, hasta se las imponemos a otra gente – SIN DARNOS CUENTA -- de lo limitado de nuestros conocimientos, nuestros razonamientos, y poder. DESCUBRIMOS LO DISTINTAS QUE SON LAS COSAS, cuando reconocemos a Cristo, como la cabeza de Su Cuerpo… ¡LA IGLESIA!

Dios puede lograr más en 6 meses -- A TRAVÉS DE UN PUEBLO ENTREGADO A ÉL -- de lo que nosotras podríamos lograr en 60 años, con nuestra propia fuerza y sabiduría. Por eso es tan importante – QUE CUALQUIER SERVICIO QUE LE OFREZCAMOS A DIOS -- sea ofrecido en el poder del Espíritu Santo, y por medio de la unción y guía del Espíritu.

Muchos de nuestros esfuerzos por Dios… ¡SON EN VANO! ¿Por qué? Porque, aunque lo estemos haciendo con un corazón, QUE ANHELA A DIOS, lo estamos haciendo en la energía de nuestra carne… de nuestra propia habilidad… ¡Y A NUESTRA MANERA! ¡ASÍ QUÉ! ¡Esperemos en el Señor! ¡Dejemos que el Espíritu nos guie!

¡Y VEAMOS MARAVILLADAS LO QUE DIOS PUEDE HACER!


Sintonízanos todos los domingos a las 7 PM
(hora Lima)
Escucha aqui

© Fotografía por Nancy Galligan

Archivos Por Tema