CÓMO ESTUDIAR LA BIBLIA – 2 Timoteo 3:16

2 Timoteo 3:16 declara, Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, y para instruir en justicia. 17 a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra.

Si anhelas conocer a Dios, si añoras tener una relación profunda con Jesucristo, si quieres saber lo que Dios requiere de ti, ENTONCES TIENES QUE HACER MÁS que solo leer la Biblia. Tienes que relacionarte con el Dios de la Palabra PERSONALMENTE, absorbiendo Su mensaje, Y DEJANDO QUE ÉL GRABE SU VERDAD en tu corazón, tu mente, y tu vida.

¡La Biblia es la Palabra de Dios! Es nuestro manual de instrucciones y nuestro mapa para la vida. Debemos de entender lo que la Biblia nos dice. SI NO, ¡NO NOS SERVIRÁ DE NADA! Cuando leemos la Biblia, NECESITAMOS LAS HERRAMIENTAS ADECUADAS para poder captar las verdades de Dios en nuestros corazones.

LA MEJOR HERRAMIENTA PARA ESTUDIAR LA BIBLIA es la BIBLIA MISMA. Y la segunda herramienta MÁS IMPORTANTE es un simple cuaderno para anotar lo que Dios te revele ¡A TI PERSONALMENTE, a lo que lees.

En vez de examinar la Biblia, COMO SI FUERA UN LIBRO CUALQUIERA, como lo haríamos en el colegio, NOSOTRAS LA LEEMOS Y LA ESTUDIAMOS porque es la manera ¡DE TENER UN ENCUENTRO CON DIOS! ¿Y NO ES ESO LO QUE QUEREMOS? Estamos buscando al Señor, y deseando conocer Su voluntad, a fin de aplicarla a nuestra vida.

El conocimiento del libro no es la meta predominante. ¡LA META ES DE CONOCER AL AUTOR DEL LIBRO! La cosa más importante para encontrar lo que la Biblia dice, es de leerla por ti misma, DE UNA FORMA, que te ayude a descubrir lo que dice, lo que significa, y como aplicarla a tu vida.

¡Y TODO COMIENZA CON LA ORACIÓN! La Biblia no es un libro cualquiera. ¡ESTE ES EL LIBRO DE DIOS! Y el Espíritu Santo TIENE QUE ILUMINAR SUS VERDADES A NUESTROS CORAZONES. Es por eso que el primer paso para estudiar la Biblia ¡ES LA ORACIÓN! Sin la oración, no puedes interpretar ADECUADAMENTE la Palabra de Dios.

Puedes comenzar ORANDO algo así: “Señor, me someto a Ti. Te ruego que me hables personalmente acerca de las cosas importantes que estoy descuidando en mi propia vida. Señor, busca en mi corazón si hay falta en mí. Desafíame en cualquier asunto, y consuélame con Tus promesas. En el nombre de Jesús, Amén”.

Para estudiar la Biblia, necesitamos usar tres principios importantes: LA OBSERVACIÓN, LA INTERPRETACIÓN Y LA APLICACIÓN. La observación ABRE NUESTROS OJOS a lo que el texto está diciendo. La interpretación ABRE NUESTRA MENTE a lo que el texto significa. Y la aplicación ABRE NUESTROS CORAZONES para descubrir lo que el pasaje significa para ti, personalmente, y aplicarlo a tu vida diaria.

LA OBSERVACIÓN contesta la pregunta: ¿Qué es lo que el pasaje dice? Es aquí donde “SENTAMOS LAS BASES” para interpretar… Y APLICAR ADECUADAMENTE la Palabra de Dios.

Como la OBSERVACIÓN es necesaria para descubrir lo que el pasaje está diciendo, requiere tiempo y práctica. Descubrirás QUE CUÁNTO MÁS LEAS Y CONOZCAS UN LIBRO O PASAJE DE LA BIBLIA, más obvias se volverán sus verdades. Cuando escojas el pasaje o el capítulo que quieres estudiar, LEE Y RELEE ESOS VERSICULOS.

Cuanto más los releas, ¡MÁS FAMILIARES SE VOLVERÁN! No hay ningún substituto A LA LECTURA “Y A LA MEDITACIÓN EN ORACIÓN” a la Palabra de Dios. ¿Qué es lo que debes de observar? LO PRIMERO QUE DEBES DE HACER es identificar el contexto.

La palabra contexto significa “AQUELLO QUE VA CON EL TEXTO”. El contexto es el ambiente en que algo habita… es el marco donde algo existe u ocurre.

Por lo general, el contexto son las palabras, frases, y oraciones QUE RODEAN UNA PALABRA, FRASE, U ORACIÓN. El contexto nos ayuda a entender lo que el autor está diciendo.

Como el contexto determina la interpretación del pasaje, es importante QUE CONOZCAS EL CONTEXTO de cualquier pasaje que estás estudiando. ¡OBSERVA LO OBVIO! Permite que el texto te hable por sí mismo. Observar el texto, PARA ESTABLECER EL CONTEXTO, debe de ser tu objetivo principal.

Además… COMO HACEN LOS REPORTEROS, debes de hacerte seis preguntas: ¿Quién? ¿Qué? ¿Cuándo? ¿Dónde? ¿Por qué? y ¿Cómo? Por medio de estas preguntas, PUEDES DESCUBRIR HECHOS que te darán UN MEJOR ENTENDIMIENTO del pasaje. No es necesario que encuentres respuestas a todas las seis preguntas en cada pasaje.

Una vez que hayas completado tu OBSERVACIÓN, puedes pasar a la INTERPRETACIÓN. La Interpretación contesta la pregunta: ¿Qué es lo que el pasaje significa? La base para obtener una interpretación correcta ES SIEMPRE UNA OBSERVACIÓN CONCIENZUDA. A lo que observamos la Escritura, CUIDADOSAMENTE, el significado se hará aparente.

Sin embargo, si te apuras por llegar a la interpretación -- sin haber sentado LAS BASES VITALES de una observación rigurosa --tu entendimiento será pintado POR TUS PRESUPOSICIONES – lo que piensas, lo que sientes, o lo que otra gente dice, en vez de lo que la Palabra de Dios dice. La interpretación NO ES NECESARIAMENTE un paso separado de la Observación.,

Muchas veces, a lo que observas el texto cuidadosamente, EN ESE MISMO MOMENTO, comienzas a ver lo que significa. Por lo tanto, la interpretación fluye de la observación. ¡Y FINALMENTE LLEGAMOS A LA APLICACIÓN! La aplicación contesta la pregunta: ¿Cómo puedo aplicar este pasaje a mi vida?

Cuando sabes lo que Dios dice, LO QUE ÉL QUIERE DECIR, y como llevar Sus verdades a la práctica, estarás equipada para toda circunstancia de la vida. La aplicación fluye de una observación a fondo, y de una interpretación correcta. Cuando alguna palabra o pasaje hace impresión en ti, DETENTE POR UN MOMENTO, y medita en lo que Dios te está mostrando.

No importa cuánto sepas acerca de la Palabra de Dios, si no aplicas lo que has aprendido de la Palabra de Dios, ¡ENTONCES “LA ESCRITURA” NUNCA BENEFICIARÁ TU VIDA!

LA APLICACIÓN contesta estas preguntas: ¿Cómo debo de aplicar el significado de este pasaje a mi vida? ¿Cuáles son las verdades que debo de adoptar, y de creer en mi vida? ¿Qué cambios debo de hacer a mis creencias y a mi vida?

Una aplicación apropiada, comienza realmente, ¡CON CREER! Que luego resulta, ¡EN SER Y EN HACERLO! Cuando entiendes lo que el pasaje significa, no solo eres responsable de aplicar la Palabra a tu vida, SINO QUE TAMBIÉN ERES RESPONSABLE ANTE DIOS… si no lo haces. En pocas palabras, la meta del estudio bíblico personal ¡ES UNA VIDA TRANSFORMADA!... y una relación profunda con Jesucristo.

Por medio de un estudio cuidadoso de la Palabra de Dios, Y BAJO LA DIRECCIÓN DEL ESPÍRITU SANTO, tirarás un ancla, que te sostendrá durante las tormentas de la vida. ¡Y CONOCERÁS A TU DIOS! Y cuando conozcas a tu Dios, NO SOLO SERÁS FUERTE, ¡Sino que harás grandes cosas para Él!

AYUDA ADICIONAL

OTRAS HERRAMIENTAS

Una Concordancia: Es un índex de cada palabra de la Biblia, y una lista de cada pasaje en la cual aparece. Te ayuda a encontrar un pasaje cuando solo te acuerdas de una palabra o dos.

Diccionario de la Biblia: Te da los significados de palabras, temas, y lugares.

Comentarios: Son libros escritos por eruditos que comentan acerca de la Biblia. Te ayuda con la interpretación y entendimiento.

PLAN DE ESTUDIO (continúa... del video)

Estudio de la Biblia Verso por Verso: La forma más efectiva de estudiar la Biblia es de ir a través de las Escrituras capítulo por capítulo, verso por verso, y palabra por palabra – los 66 libros.

Muchas Biblias tienen un horario diario en la parte de atrás que te ayudará en tu lectura. Es una pena que muchas cristianas nunca han leído la Biblia completa. Este tipo de lectura te dará una vista balanceada de la Escritura.

Te sugiero un plan de lectura muy simple: Todos los días coge la Biblia y comienza a leer donde te quedaste el día anterior. O también puedes seguir el programa de lectura de tu propia iglesia.

*******************************************************************************************

OBSERVACIÓN

Preguntas: ¿Quién? ¿Qué? ¿Cuándo? ¿Dónde? ¿Por qué? y ¿Cómo?

¿Quién? ¿Quién lo escribió? ¿Quién lo dijo? ¿Quiénes son los personajes principales? ¿Quiénes son las personas mencionadas? ¿A quién le está hablando el autor? ¿De quién está hablando?

¿Qué? o ¿Cuál? ¿Cuáles son los eventos principales? ¿Cuáles son las ideas importantes? ¿Cuáles son las enseñanzas esenciales? ¿Cuál es el propósito de esto?

¿Cuándo? ¿Cuándo se llevó a cabo este evento? ¿Cuándo va a suceder? ¿Cuándo lo dijo?

¿Dónde? ¿Dónde se realizó este evento? ¿Dónde se dijo esto? ¿Dónde va a suceder?

¿Por qué? ¿Por qué fue necesario escribir acerca de esto? ¿Por qué fue mencionado? ¿Por qué no fue mencionado? ¿Por qué le dedicaron tanto espacio a este evento en esta enseñanza? ¿Por qué fue esta referencia mencionada?

¿Cómo? ¿Cómo fue hecho? ¿Cómo fue ilustrada esta verdad?

******************************************************************************************

INTERPRETACIÓN

Nada en la Biblia se debe de tomar aisladamente. Ya sea si estás mirando una palabra, una oración, un párrafo, o un libro, TODO TIENE CONTEXTO. A pesar de que estamos interesadas, primeramente, en lo que Dios está diciendo, Él escogió hablar a través del lenguaje humano.

Él lenguaje humano tiene significado, y es muy importante que lo entendamos. Cuando comienzas a leer un texto, necesitas hacer algunas preguntas para descubrir el verdadero significado. ¿Cuál es el contexto? ¿Qué significan las palabras? ¿Cuál es el contexto histórico? El contexto es muy importante para poder apreciar completamente el texto.

¿Cuál es el fondo? ¿Alguna vez has llegado tarde al cine, y el argumento de la película ya ha comenzado… y los personajes ya han sido presentados? Por eso, cuando llegas tarde, estás toda confundida y frustrada porque te perdiste uno de los detalles más importantes – ¡EL FONDO!

Leer un solo párrafo, o hasta un capítulo de la Biblia, puede producir el mismo efecto. Podemos saltarnos a la mitad de la historia y no descubrir el fondo, ni los personajes claves, ni las costumbres ni la trama.

Sacamos un texto y lo memorizamos sin considerar el fondo. Cuando hacemos eso, podemos caer en la trampa de interpretar el pasaje en el contexto de nuestra propia cultura y ambiente. Eso está bien, cuando se trata de la aplicación de la Biblia, pero primero debemos ver la Biblia en su ambiente original y en su fondo.

¿Qué es lo que el resto de la Escritura dice? Necesitamos el balance de toda la Biblia para cualquier interpretación. El contexto máximo de cualquier texto es la Biblia completa. Significa que la Escritura interpreta la Escritura.

APLICACIÓN

El paso más importante del estudio de la Biblia es la aplicación. No puedes aplicar lo que no conoces, así que el estudio es importante. Pero tú puedes conocer la verdad de la Palabra de Dios, y aun así, ¡ESCOGER NO OBEDECER!

Podemos estudiar a fondo y analizar el texto con gran exactitud. Sin embargo, la transformación viene cuando respondemos al Dios del universo, y aplicamos la verdad a nuestras vidas. ¿Qué me dijo Dios hoy día?

Recuerda, que tú estás en el proceso de ser moldeada por Dios, y lo que aprendas hoy, impactará lo que suceda en el mañana. ¿Cuál es la aplicación específica para mi vida? Una cosa es entender los principios generales que Dios te ha dado; y otra cosa, es aplicarlos a tu situación en la vida real.

Dios nos da más que principios generales a seguir. Él nos muestra dónde y cómo aplicarlos. Una vez que aprendas la verdad, pregúntale al Espíritu Santo que te muestre que hacer al respecto.

Hay cuatro áreas en las cuales el Espíritu Santo aplicará la verdad. Pídele al Espíritu que te muestre cómo la verdad impactará (1) tu relación con Dios, (2) tu vida personal, (3) tu relación con otras personas, y (4) tú participación en la iglesia. Estas cuatro áreas deben de ser consideradas cuando aplicas la Biblia a tu vida.

¿Lo voy a hacer? Hasta este momento, todo lo que hemos hecho es hablar y tener buenas intenciones. Necesitas hacer lo que Dios ha dicho en Su Palabra. Este paso es el más simple, y el más difícil. Tú sabes lo que tienes que hacer... ¡Ahora necesitas hacerlo! Cuando amamos a Dios, Sus mandatos no son un peso para nosotras.

Cuando abres la Biblia, considera el tiempo que pasas con Dios desde Su perspectiva. Si, tú tienes cosas que quieres lograr, y el entendimiento que quieres obtener. Pero si el Estudio de la Biblia es realmente una interacción entre tú y tu Señor, hay algunas cosas que Dios quiere iniciar en tu vida.

No te olvides que Su deseo más grande es que lo conozcas. Él te dirigirá desde esa perspectiva, y te guiará a una relación con Él. Es en esa relación que tú conocerás la verdad, y la verdad te librará. La lógica y el entendimiento no determinan tu obediencia. ¡La obediencia viene de una relación con Jesús!


Sintonízanos todos los domingos a las 7 PM
(hora Lima)
Escucha aqui

© Fotografía por Nancy Galligan

Archivos Por Tema