Estudios Bíblicos en Audio y Texto

La Misericordia y Gracia Son para Siempre

Efesios 2:4; Hebreos 2:17; Lucas 6:35

¿Por qué debemos ser misericordiosas? Porque esto nos hace ser como Dios - porque es así como El actúa. Dios manda Su lluvia sobre el justo y el injusto. Él es bondadoso tanto con la persona que le trae gozo, como con la que lastima Su corazón. El amor de Dios abraza tanto al santo, como al pecador. Es esta clase de amor debemos que imitar. Jesús dice, “Se compasiva así como tu Padre es compasivo.”
Presione aquí para escuchar | Transcripción a Texto

Los Conocerás por Su Fruto - 3

Gálatas 5:22-25

¿Cómo respondes cuando te hieren? ¿Te asombras por la maldad del corazón de otros? No deberías, porque esas mismas semillas están dentro de ti. ¿Hierves con resentimiento? ¿Tratas de desquitarte? ¿O de vengarte? Si lo haces, estarás violando el mandato de Jesús, y te pondrás al mismo nivel de aquellas personas. ¿Sabías que Jesús nunca se desquitó ni se vengó? ¿Quieres ser como Él? Entonces ¡ama a tus enemigos!
Presione aquí para escuchar | Transcripción a Texto

Los Conocerás por Su Fruto - 2

Gálatas 5:22

Una de las paradojas del evangelio es que aquellos que carecen de seguridad en este mundo, pueden sentirse completamente seguros, porque la han encontrado en Aquel, que ha vencido al mundo. El Rey, Cristo Jesús, cuyo Reino nunca se estremece, les asegura que sus corazones no tienen por qué angustiarse. El, y nadie más que El, nos ha prometido darnos paz. ¡Y Sus promesas son ciertas! La Paz es el legado que el mismísimo Príncipe de Paz nos ha dado en el Calvario.
Presione aquí para escuchar | Transcripción a Texto

PASCUA DE RESURRECCIÓN
JUAN 19:6-7

Jesús no tenía sirvientes, pero lo llamaban Señor. No tenía títulos, pero lo llamaban Maestro. No tenía medicinas, pero lo llamaban Sanador. No tenía ejércitos, pero los gobernantes le tenían miedo. No ganó batallas militares, pero Él conquistó el mundo. No cometió ningún crimen, pero lo crucificaron. Fue sepultado en una tumba, pero Él vive hoy.
Presione aquí para escuchar | Transcripción a Texto

 000 MG 0897 1974

El Rio Rojo

Éxodo 7:1-25

En el Antiguo Testamento, no se ha visto nada más dramático como la prueba de voluntades entre el faraón y Moisés; entre el representante de Satanás y el representante de Dios. El tremendo despliegue de juicios en Egipto, y la batalla entre un Dios Justo y Santo, y el corazón terco del faraón, tiene por lo menos, dos verdades importantes: Primero, que cuando Dios juzga, El hace un trabajo completo. Y segundo, ¡Terrible cosa es caer en las manos del Dios vivo!
Presione aquí para escuchar | Transcripción a Texto


Sintonízanos todos los domingos a las 7 PM
(hora Lima)
Escucha aqui

© Fotografía por Nancy Galligan

Archivos Por Tema